SUBIR

Cómo afeitarse con una navaja de afeitar o shavette: todo lo que necesitas saber.

Cómo afeitarse con una navaja de afeitar o shavette: todo lo que necesitas saber.

Posiblemente consigas el afeitado más cercano que jamás hayas logrado con una shavette o navaja de afeitar. Alguna razón habrá por la cual los barberos profesionales a menudo usan la navaja de afeitar o shavette como su “arma” preferida.

No solemos recomendar a los hombres que se afeiten con una navaja de afeitar o shavette ya que la curva de aprendizaje es pronunciada y las posibilidades de error del usuario (mellas y cortes, entre otros) son mucho mayores que con el uso de una maquinilla de afeitar de seguridad o incluso una maquinilla de cartucho.

Las ventajas de un afeitado con shavette o navaja de afeitar son muchas.

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS DE UN AFEITADO CON SHAVETTE O NAVAJA DE AFEITAR?

  1. Un afeitado más preciso y controlado en comparación con las maquinillas de afeitar tradicionales.
  2. Con la práctica, se reduce el riesgo de pelos encarnados, mellas e infecciones.
  3. Ahorro de dinero en suministros ya que no estarás comprando cartuchos caros una y otra vez.
  4. Más respetuoso con el medio ambiente por las mismas razones que es menos costoso: menos artículos desechables significa menos contaminación y consumo de recursos.

¿QUÉ ES UNA “SHAVETTE” Y CÓMO SE CARGA?

La shavette es como la navaja de afeitar, pero no requiere afilado, ya que se cambia la media hoja de afeitar que lleva dentro, tiene un mantenimiento mínimo, limpiarla y cambiar la hoja de afeitar.

Instrucciones paso a paso para cargar una shavette:

1- Levanta el retén metálico que está encima de la shavette.

shavette y navaja de afeitar

2- Separa las dos secciones metálicas.

shavette y navaja de afeitar

3- Toma una cuchilla nueva con su envoltorio.

shavette y navaja de afeitar

4- Dóblala hasta que se parta en dos (oirás un “click”).

shavette y navaja de afeitar shavette y navaja de afeitar

5- Toma una mitad y ponla en la ranura como se ve en la foto. La otra guárdala para otro afeitado.

shavette y navaja de afeitar

6- Cierra la sección metálica.

shavette y navaja de afeitar

7- Cierra el retén sobre las dos secciones metálicas. Tu shavette ya está lista para usar.

CÓMO PREPARARSE PARA AFEITARSE CON UNA NAVAJA DE AFEITAR O SHAVETTE

A continuación, te indicaremos cómo afeitarte con una shavette o navaja de afeitar (sin que te cortes tu propia garganta).

Al igual que con cualquier procedimiento de afeitado, debes comenzar con lo básico: comenzar con una cara bien limpia. Incluso puedes prepararte después del lavado una toalla caliente y reposando un par de minutos mientras el calor y el vapor hacen su trabajo para suavizar la barba y los folículos.

También puedes utilizar un producto de pre afeitado para lubricar, ablandar y proteger tu barba y tu piel.

Aplica la crema o jabón de afeitar de la manera que te parezca la más adecuada, aunque te sugerimos que utilices una brocha de afeitar para que exfolies tu rostro y separe los pelos de la piel para permitir un afeitado más cercano una vez que pase la cuchilla de afeitar por ella.

Carga como hemos visto anteriormente la shavette.

Ahora ya puedes empezar a afeitarte.

CÓMO AFEITARSE CON UNA SHAVETTE O NAVAJA DE AFEITAR

Después de haber seguido todos los pasos anteriores, finalmente estás listo para poner esa shavette en tu cara. Sigue estos pasos y terminarás con el afeitado más cercano que hayas experimentado en tu casa.

Coloca la shavette en tu mano de esta manera: los dedos, índice, medio y anular en la parte superior de la hoja, con el pulgar en el centro en la parte posterior y el meñique apoyado en el mango / espiga de la shavette. Sin embargo, lo más importante para cualquier agarre que elijas es la destreza y la comodidad. Si este método no te resulta cómodo y ves que vas temblando, siéntete libre de cambiarlo.

Comienza a afeitarte comenzando con el lado derecho de tu cara donde las patillas se encuentran con la línea del cabello. Sostén la shavette en un ángulo casi paralelo a tu piel y, con la mano opuesta, estira la piel de la hoja y mantenla tensa.

Afeita hacia abajo con el grano (o en dirección del crecimiento del pelo) usando movimientos pequeños y suaves. Enjuaga el exceso de barba de la shavette después de cada golpe.

Continúa de esta manera para tu mejilla derecha, y luego continúa hacia abajo y sobre la mandíbula hasta el cuello.

Ten mucho cuidado al afeitarte el cuello: la piel en esa zona es extremadamente delgada y más propensa a las mellas y cortes.

Repite los pasos anteriores con el lado izquierdo de tu cara.

Una vez que ambos lados de la cara estén terminados, continúa con tu labio superior y, utilizando la otra mano para tirar de la piel hacia abajo y dejarla lo más tensa posible, afeita hacia abajo desde la nariz con movimientos pequeños y rápidos.

Lo siguiente es la barbilla, así que esta vez, levanta el labio inferior hacia arriba lo más posible y aféitate nuevamente hacia abajo desde el labio hasta la barbilla y hacia tu cuello.

Enjuaga tu rostro. Recomendamos siempre utilizar la piedra de alumbre para cerrar posibles pequeñas heridas y desinfectarlas. Por último, utiliza una loción, bálsamo o aftershave.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.*

Envíos gratis 48hs España Península por compras superiores a 40€, resto por sólo 3,50€.
¡Compra fácil y segura desde cualquier dispositivo!
+
X